12/24/2011

Es Navidad, Saque Su Ángel



“La Navidad ya no es como antes”, esta frase se la oí decir a mi bisabuela, mi abuela, mi tata… y yo la he pensado pero nunca la he expresado porque es irrelevante. Navidad siempre ha sido la misma con  diferente textura.

Mi opinión personal es que la fe religiosa es una necesidad vital como la comida, la dormida, el sexo. Nosotros los terrícolas creamos la fe religiosa debido a una necesidad por respuestas que nuestros antepasados no comprendían… Dios, como cada terrícola lo concibe, hizo fácil contestar preguntas tales como ¿Qué ondas con el sol, la luna, el fuego, los terremotos…?

El problema es cuando la religión se convierte en intolerancia...., “mi dios es mejor…, mi religión es la verdadera…, mi ´verdad´ es la mera neta”…

“Saque su ángel” decía el anuncio decembrino por Tv en mi terruño de los 70s… Pero muchos terrícolas que abrazamos con devoción la fe religiosa se le pelan los cables gracias a que los líderes religiosos trastean con los conceptos religiosos.

La Natividad ha sido una de estas aberraciones.

Mi tía, única hermana de mi fallecida madre, murió en 2006, ella era devota Testigo de Jehová, el problema era cuando llegaba Navidad.

Su religión prohibía a mi tía celebrar Navidad y otras festividades familiares como cumpleaños porque son celebraciones que no aparecen en la Biblia... En la Nochebuena (que no está en la Biblia), mientras la familia en Houston se reunía en la sala a bailar, chupar, comer, platicar, compartir la alegría del momento…, mi octogenaria tía estaba encerrada en su cuarto y no salía para nada.

Mi familia en Houston, fervorosos católicos todos, no comprendían este volado como nunca me han comprendido por qué yo abandoné la religión hace años, y mucho menos me comprenden a quienes he confesado mi creencia en la tergiversación sobre la divinidad de Cristo.

Durante la Nochebuena, la familia me pedía que entrara al cuarto de mi tía a “lavarle el coco” para que ella rompiera su fe religiosa y saliera a chupar, comer y disfrutar con el resto de mi tribu, pero yo siempre replicaba que no seré religioso pero respeto las creencias y la fe religiosa como cada cual practica y mi tía tenía todo el derecho en el mundo en mantener y morir con sus creencias religiosas.

La Navidad es un momento espiritual, comercial y pagano pero se ha convertido en una necesidad imprescindible del mundo cristiano

Paz, Amor, Salvación… ese es el símbolo navideño para mí y yo me inmerso en el espíritu de Navidad sin necesariamente creer en el dogma religioso.

¡Feliz Nochebuena a todos!

Tamen
.