10/05/2017

Desde Mi Diáspora: El Dios de Plomo

En los estados sureños se dan casos de violencia armada que nunca observé en Chicago, pero entonces Chicago tenía una estricta ley anti armas que la Suprema Corte revocó en 2010... Chicago es hoy la capital del crimen en USA.

La Suprema Corte gringa era anti armas 5-4 liberal-izquierdista los 18 años que viví en Chicago, a partir de Bush en 2007 llegó a ser 5-4 pro armas conservativa-derechista.

Y es que hay un amor por las escuadras, pistolas, rifles, ametralladoras... y este es un derecho protegido por una enmienda constitucional promulgada cuando Texas pertenecía a México, entonces los tipos y bandidos mandaban en el wild west.

En los hipócritas estados cristianisimos sureños hoy de nuevo reina un virtual wild west.

Siempre he manifestado mi personal observación que el pensamiento ideológico derechista es violento, bully, ideológicamente hipócrita y tienen un encule congénito por las armas como yo tengo por el guaro. El fundamento ideológico conservativo-derechista es violento, ambivalente, ilógico... Es la razón porqué la derecha defienda la venta libre de armas, desde rifles de asalto hasta pistolitas.

Siempre tengo cuidado no mezclar mi amistad con la política o la religión y es porque tengo amigos derechistas, pero una mierdécima de estos carecen de la misma predisposición que yo tengo tocante a la amistad y terminan siendo hostiles a mi amistad sin yo desearlo porque sus ideas no congenian con las mías y les encula discutir política pero no pueden intercambiar sus ideas sin encolerizarse, no pueden debatir sin amenazar, no pueden intercambiar opinión sin alzar la voz..., luego me echan bola negra y se convierten en mi enemigo.... Son incompetentes en separar la política de la amistad.

Muchas masacres sucedidas en USA y Europa , o sea, "la comunidad internacional", en los últimos 5-10 años han sido cometidas por elementos que además de ser partidistas de ideología derechista también incluye derechistas supremacistas, nazis y KKK... Y hablo de individuos no de regímenes o dictadores.

Localmente en Houston, mis vecinos en mi cul-de-sac todos tienen entre dos a tres armas… y nada de pistolitas calibre 22, sino algunos tienen armas de gran calibre como la AR-15, una ametralladora semiautomática que cuesta alrededor de 1500 chuyas.

Cada casa en mi colonia, y en todas las comunidades de Houston hay un inconcebible arsenal de todo tipo de armas y muy frecuentemente se dan tragedias auspiciadas por irresponsables adultos que terminan en muerte que envuelven niños.

Este día, por ejemplo, 19 niños morirán o recibirán tratamiento de emergencia por lesiones de armas de fuego en USA... Entre los niños de 1-17 años las armas de fuego es la tercera mayor causa de muerte.

Pero esto les importa un comino a los políticos derechistas republicanos, al contrario ellos propagan la falsedad que lo más vergón en la vida viviendo en USA es el derecho a poseer vergo de armas de fuego de todo calibre.

Un político republicano texano, por ejemplo, dijo en una entrevista que es duty (deber) de todos los ciudadanos del estado poseer un arma para "contrarrestar los ataques terroristas"..., un razonamiento falaz y fue demostrado en la reciente masacre en Las Vegas, donde hasta bien armados policías sucumbieron al diluvio de balas de un bien pertrechado terrorista raza blanca.

A este gringolandés que masacró a mansalva a 59 en Las Vegas los medios de información lo refieren como killer, gunman, shooter pero no le llaman lo que verdaderamente fue: un terrorista, sobre los cuales Obama refería "cometen más masacres que los yihadistas", la mayoría son raza blanca... Por eso no le llaman terrorista.

Leí en el único diario que circula en la ciudad, el Houston Chronicle, que el promedio de familias en la ciudad y suburbios poseen de 2-4 armas. Nacionalmente de los 319 millones viviendo en gringolandia alrededor de 265 millones poseen armas, y de estos 265 cada uno posee un promedio de 8 armas de fuego... Hago matemáticas y hablamos de un recontra talego de armas.

Las armas son un culto en este estado texano cristianisimo y su god-fear people. Un gran encule por las armas, por eso obtener armas es de lo más chichón del mundo. Basta llenar una aplicación y declarar que son para "uso personal" y no para terrorismo, comprar una licencia y eso es todo… ¡ah!, ser mayor de 18 años.

Pero costaba 140 dólares la licencia y el flamante nuevo gobernador de Texas se quejó que "el dinero NO puede ser la limitante para defenderse"..., y acabó por reducir el costo por 70%..., hoy sólo cuesta $40 dólares... ¡Qué viva el gobernador!

Hay una ley que se llama concealment license que se aplica para llevar arma escondida, ya sea en el carro, en la bota, debajo de la camisa… etc.… el único requisito es ir a ciertas horas de práctica de manejo de arma y tiro al blanco... Pero los cristianisimos sureños se quejaron que portar armas es god-given ordenanza ¿por qué esconderla?... Entonces Texas, el más god-fearing state de todos, aprobó una ley que permite portar cualquier arma sin esconderla, ya sea pistolita, rifle de asalto, o fusil de largo alcance, ya sea en iglesias, templos, universidades, colegios u hospitales..., a menos que un anuncio "visible" a la entrada de estos lugares lo prohíba.

Y como exclamation point sobre este negocio el congreso federal mayoría republicana está a punto de aprobar venta libre de silenciadores antes que finalice el año. Y es que de plano matar con arma de fuego es bullicioso y despierta a la gente de su inocente sueño.

Si alguien entra a mi propiedad, aquí en Texas, sin mi consentimiento tengo derecho a shoot first, ask later…. Algo así como dicen hacía Pancho Villa: ¡fusílenlo y después averiguan!... O sea, si por desgracia un fuerte viento se llevó mi cachucha, sombrero, u objeto personal y éste cayó en el patio trasero de una propiedad privada, y me meto a sacarlo a lo guanaco, a lo hispano, sin ir a tocar la puerta y pedir permiso…,  y si mala suerte el dueño es racista, supremacista, KKK, skinhead, nazi o derechista (o todas la anteriores como sucede a menudo), y me declara sospechoso, él o ella tienen derecho a disparar primero y preguntar después.

En Florida y otros derechistas estados hay una que ley que dice que si me siento amenazado por otra persona (aún desarmada) tengo derecho a sacar la mecha y aumentar el peso corporal del malintencionado a puro plomazo. La ley se llama stand your ground (defiende tu posición).

Esta ley fue la que sacó libre al peruano George Zimmerman por haberse quebrado al desarmado afroamericano Trayvon Martin.

Lo mismo en la calle, hay que tener cuidado con quien uno agarra bronca, ya sea haciendo cola en el banco, en Walmart, reñir por un parqueo..., o peleando la vía…, porque aún si la persona se ve indefensa o enclenque, o porque es mujer…, ¡cuidado!, puede llevar una mecha y coserme a balazos.

A esto los gringolandeses le llaman road rage, rabia del camino, y es tan común en las calles y carreteras aquí como en mi terruño.

Road rage son mínimas tragedias debido a armas de fuego comparadas a las habidas masacres como Columbine H.S. en Ohio, la masacre de la universidad de Virginia, la escuela de los cuáqueros en Pensilvania, la masacre del cine en Colorado, los 49 muertos en Orlando, Florida, la masacre en la iglesia cristiana afroamericana en Carolina del Sur… Y los 59 muertos del domingo pasado en Las Vegas.

La industria del armamento gringo gasta millones de dólares para proteger la venta libre de armas y tiene su pantalla llamada National Rifle Association(NRA) que tiene sobornado a un  repijo de políticos de ambos partidos para este efecto usando la farsa de contribuciones de campaña.

Sólo en 2016 la industria de armamentos dio a los republicanos $5,900.000 millones de dólares y a los demócratas $106,000 con esta paja de campaign contribution que no es más que un pinche soborno.

Y lo peor es que la élite imperial gringa no permite que se recopilen datos del efecto que la virtualmente incontrolable venta de armas genera en la salud y bienestar de la población.

Levantar una pinche estadística de cuántos muertos por arma de fuego suceden en gringolandia es ilegal y políticamente profano.

Hay poderosas razones para evitar la gente se de cuenta de cuanta mortandad se genera debido a la arcaica Segunda Enmienda gringa que dice:

"Siendo necesaria una milicia bien ordenada para la seguridad de un Estado libre, el derecho del Pueblo a poseer y portar armas no será infringido".

Fue incluida en la constitución gringolandesa en 1791... ¡Hace 226 años!

En mi casa no hay armas de fuego, quizás mi familia sea la única en el vecindario y quién sabe cuántas millas a la redonda. Hemos discutido ésto con mi esposa y decidido que pase lo que nos pase nunca vamos a poseer más armas que el machete decorativo y dos puñales decorativos de mi tierra que engalanan mi sala..., y que pasé lo que nos pasé jamás nos vamos arrepentir si debido a esta decisión nos ocurre una desgracia fatal.

Tamen
.