9/29/2008

La Profecía...

“Los vamos a llevar a la bancarrota económicamente…” esa fue la profecía que Osama Bin Laden hizo a Estados Unidos en el 2004, y no habló paja, el derrumbe económico gringo es claro y evidente.

Han tratado con 150 billones “paquete de estímulo”, de los cuales yo mismo recibí 1,500 chuyas, pero neles, han jugado con la tasa de interés, nones…, nada furula. Bancos con tradición y renombre se van a la quiebra, o el gobierno Neocon de Bush interviene para suavizar el impacto, como pasó con los bancos Bearn Stearn, Morgan Stanley, y hace tres días con el banco Wamu. El poderoso Wall Street, cuna del capitalismo y creación sionista, se derrumba ante la mirada atónita del mundo, pero con Wall Street también se hunden muchas economías satelitales…

Y todo sucediendo siete años después que OBL demolió su edificio ícono y cuatro años después de su profecía.

La histórica semana que pasó terminó con el dramático anuncio que el Capitalismo está herido de muerte y necesita urgente ayuda para paliar y demorar el derrumbe. Cuando una hegemonía grita “help” de esa manera es porque está en serios aprietos. ¡Pero lo más sorprendente es que el actual neoconesco Capitalismo dice que sólo el Socialismo puede salvarlo…!

Y de acuerdo a la prensa gringa e internacional, el caso es tan grave que en una célebre reunión en la Casa Blanca de la élite gobernante del país, el Secretario del Tesoro Henry Paulson, un ex “CEO”, - caliche gringo por decir mero cachochudo-, del rico banco de Goldman & Sach, haciendo drama, hincó una rodilla ante la “speaker”, otro caliche significando líder de la Casa de Representantes, Nancy Pelosi para que se aprobara el plan Neocon de los 700 billones “paquete de salvación”.

Pero este Neocon Paulson pedía mano libre para manejar un feudo sobre los 700 billones, o sea, pedía algo así como lo que el PCN, microscópicamente, consiguió en el terruño de ARENA hace 15 años: manejar la Corte de Cuentas cual un feudo.

Y es que el problema que mi subdesarrollada mente ve es que el Capitalismo Neocon cree que el rico es de “buen corazón,” consecuente y justo con sus connacionales, y pensaron que liberándolos de impuestos y regulaciones mercantiles ellos se iban a convertir en Santa Claus y comenzar a invertir y repartir sus ganancias a diestra y siniestra.

Pero sin recaudar impuestos, desregulando la economía, y gastando un billón semanal en guerras imperiales, hasta un imberbe en economía como yo sabe que el resultado será que se acaba la feria y llega el déficit, o sea, gastarme dinero prestado que no podre reponer, y viene la bancarrota.

Sobre este tema Ricardo Ribera de El Faro, quien para mi es el mejor articulista del país actualmente, sencillamente se mandó con este artículo. Y complementando Al Yazzira explica el menjurje ampliamente en idioma inglés.

20 años duró el modelo “neoliberal global” que Estados Unidos y la raza blanca nórdica impusieron sobre el mundo después de la caída del imperio soviético simbolizado con el derrumbe del Muro de Berlín. Irónicamente, los gananciosos de este modelo han sido los que serán el imperio del futuro: Los Chinos.

Tamen