12/19/2010

El Caso del Condón Roto

En mi cultura tercermundista, subdesarrollada, bananera, etc., como los países cachochudos de "occidente" catalogan a mi terruño, la idea de “violación sexual” es más simple y chiche de entender, y es obligar a una mujer hacer sexo a la fuerza, sin que ella esté de acuerdo. Punto.

Aprendí de los medios de información amarillista en mi tierra que la violación sexual es como lograr sexo amenazando la vida con cualquier arma letal, o violentamente a vergazos, o bien sobornando como el “te subo de puesto, pero…”, o también dándole la dormilona…, etc. Pero yo nunca me imagine que no usar condón, aunque haya consenso, fuera violación sexual.

Mi mente tercermundista así ha captado al leer esta noticia sobre los “10 días en Suecia” de Julián Assange, macizo de Wikileaks, que lo tiene en el lío legal escondido en Inglaterra.

Es el reporte de dos mujeres y la principal “prueba” de la fiscalía sueca tocante a la acusación de “violación sexual” de parte del líder y fundador de Wikileaks acusado por estas dos mujeres suecas.

Por fin me entero que es lo que Suecia tiene de pruebas en contra de Assange, quien a su vez clama que la CIA, el Pentágono, y la derecha fascista andan conspirando contra él por las cartas de amor publicándose que le fueron voluntariamente provistas por un soldado gringo, hoy en confinamiento solitario esperando juicio.

Después de haber leído el largo artículo en El Guardián llego a la conclusión que todo el despelote se reduce a dos cosas: condones, y un condón roto.

De acuerdo al informe, estas dos mamaítas suecas padecen de condofilia, o excesivo amor al condón,… y no es que sea una mala idea, no, es prevención, pero cuando una mujer tiene dos años de estar limando con el mismo male terrícola sólo con condón, y el novio decir nunca haberse echado un palo con su pene sin condón porque es impensable para ella, mi mente rezagada mal pensada piensa tontamente que esta mamita, además que técnicamente sigue virga, es adicta al condón.... quizás son condones coated con cocaína, heroína, o cualquiera de esas ondas adictivas

Pero volviendo al volado de Assange-Suecia-CIA, todo se reduce a que Assange “hizo el amor” con las dos chavas sin condón. No hubo fuerza, talegueada, soborno, todo fue consensual.

Un condón hecho probablemente en China que se rompió es todo el problema.

Una mujer lo acusa de deliberadamente haber roto el condón y eyacular dentro de ella. ¡Qué bárbaro! Y la otra chava sueca dice dramáticamente “nos despertamos a medianoche, yo estaba medio dormida e hicimos el amor pero él no usó condón”. Así como medio tomado es estar a verga, medio dormida es estar despierta.

Ambas chavas acusan al líder de Wikileaks de no usar condón y no someterse a una prueba de HIV y por eso es "violación".

Todo suena ridículo, cursi, y frívolo, para mi mente bananera. Y los primermundistas nórdicos me piden que no crea en esas ondas de conspiraciones.

Son los mismos que a fuerza de misiles y balas están queriendo cambiar la cultura de los musulmanes, y son los mismos que quieren imponer a huevos la homosexualidad en mi cultura tercermundista… y son los que después nos obligarán a usar condón de por vida y a huevos.

Me piden los editoriales de los diarios gringos, y las cartas al editor, que admire el adelanto en materia de derechos a la mujer que Suecia tiene. ¡Puta! ¡Qué adelanto! Y es que de veras. Hace tan sólo dos mil años los Romanos se referían a los escandinavos como “harapientos ojos azules y malolientes” Y Herodoto, 500 años antes de Cristo, cuenta que hacían sexo como los perros, en cualquier lugar.

¡Hoy los suecos no cogen si no hay condón!, y si acceden aún así hacer el amor, luego te demandan por violación…. ¡Qué gran adelanto!

De que quieren joder a Julian Assange no hay duda, pero la élite gringa está perdiendo clase al tratar de aniquilar un opositor de esta manera. Los rusos y sionistas lo hacen mejor: Plutonio, veneno, “accidentes” aéreos.

Al final lo único que el Tío Sam conseguirá es deshacerse del mensajero, pero el mensaje ya está entregado y esparciéndose.

Tamen
.