11/08/2012

Ganó el Monstruo, Perdió Drácula… Ganamos los Latinos


Contra la mayoría de las encuestas y  mi propia profecía, el Monstruo de la Laguna Negra derrotó fácilmente al plutócrata Drácula y sus billones de dólares.
Hay ganadores y perdedores, por supuesto.
El gran ganador es la comunidad hispana que salimos a votar, aún cuando todavía no hay cifras oficiales  de cuántos latinos votamos, pero el número que votó fue suficiente para inclinar la balanza… La revista Times no se equivocó al llamarnos kingmakers
Un gran perdedor es el partido fascista republicano, los hermanos oligarcas Koch, los sionistas Adelson y Seigel… y la pandilla de multimillonarios y sus secuaces rednecks.
Ganadores son los hermanos indocumentados y sus aspiraciones de ser legalizados. El Partido Republicano quien quita se afloje con esta pérdida del voto hispano y deje de poner obstáculos en la Casa de Representantes que dominan contra el plan migratorio del Monstruo,

Grandes perdedores son  las estaciones radiales talk show rednecks en Texas y sur de USA donde racistas tales como Gallagher, Thomas, Beck, Bennet, más los sionistas Preager, Medved, y demás fauna… que venían diciendo pestes de los hermanos indocumentados tarareando día a día diciendo que iba a ser un picnic… "la más fácil elección ever en USA"
Gran ganador ha sido la juventud gringolandesa, el estrato de 18-29 años, ¡el futuro de USA!..., más las mujeres..., ambos grupos votaron en masa por el Monstruo… la mujer en USA no pudo tragar y aceptar que dos candidatos machos y cristianísimos endorsados por Drácula hablaran de violación sexual poniendo de escudo a Dios y la anatomía femenina… ambos candidatos del GOP perdieron.

Un gran perdedor fueron la empresas Gallup y Rasmussen cuyas encuestas siempre ponían a Drácula como favorito hasta por cinco puntos… hasta este día no han dicho ni pío…. Y yo lo dije, esas encuestas eran chafas para enardecer a unos y agüitar a otros, pero por ser una trama muy trillada, especialmente para nosotros los latinos que lo hemos visto siempre en nuestros países, esa onda ya no furula.
Gran ganador fueron la clase media y los pobres…, más el 47% de la población que secretamente Drácula fue grabado diciendo que le pelaban el eje porque "no pagan impuestos".... Sin Drácula en la oficina oval, el desaventajado 47% ya no tiene que preocuparse por cuatro años de más impuestos, cortes a la ayuda escolar financiera, recortes a los programas de salud y educativos.

Grandes perdedores son los privilegiados multimillonarios y la clase alta evasora de impuestos. El Monstruo ha dicho repetidamente que deben pagar de nuevo los impuestos que Bush les cortó para auxiliar a salir del atolladero financiero que las guerras imperialistas pro sionistas de Bush y estos mismo recortes de impuestos, más la hueveadera de los bancos, ocasionaron.
El gane del Monstruo probó que la mara votante no cree en esa paja de "hay que tratarlos bien porque son los creadores de trabajos".

Gran ganador es la minoría hispana que votó, hoy todos los medios aceptan (y aún los rednecks) que el Monstruo ganó y Drácula perdió gracias a nuestro voto. Punto. Quizás nunca más volveremos a ser tratados políticamente en gringolandia como cuando llegué en 1981.
Gran perdedor es la jerarquía Opus Dei de la iglesia católica gringa que abiertamente apoyó a Drácula…. La cúpula derechista pro empresario y anti pueblo del Opus Dei  de la iglesia católica, por la primera vez en la historia gringa, apoyó al candidato perdedor… siempre había correctamente apoyado al ganador.

Gran ganador fue CNN que hizo un trabajo súper vergón e imparcial en su manejo de la transmisión televisiva de los resultados.
Gran perdedor es el criminal de guerra Netanyahu, primer ministro del estado terrorista de Israel, que contra toda prudencia intervino en la política gringa a favor de Drácula, quien a su vez quizás le había prometido ir a la guerra contra Irán inmediatamente ganara… como Bush lo hizo en Iraq...

Un perdedor fui yo mismo que me babosié y creí la plutocracia era invencible, y di por favorito a Drácula de ganar esta elección… aunque voté, junto a mi esposa e hijo, por el Monstruo.
Gran ganador fui yo mismo que sostuve y sostengo que no importa que gane el Monstruo o Drácula… la élite gringolandesa siempre será la misma imperialista.

Tamen
.