5/22/2009

Desde La Diáspora: Dando es Como Recibimos

En el Houston Chronicle del día de ayer hay un reportaje titulado “para los empresarios salvadoreños: Es tiempo de dar de regreso”.

Después del color de mareros, ilegales, ladrones, criminales, etc. (lean los comentarios que los rednecks escriben abajo del artículo).… es chévere leer aunque sea de vez en cuando un reportaje en el que se exalta el espíritu emprendedor del cuscatleco en la Diáspora.

Y no se trata sólo de informar que uno o dos han triunfado en estos lares sino que esta vez son decenas los mencionados, pero además, estos salvadoreños llegados en los 80s y 90s, hoy triunfadores, buscan la manera de dar, de ayudar al terruño… es lo sublime y vergonazo de este articulo.

El único mayor periódico de la cuarta ciudad más grande de USA sacó este reportaje en primera plana de la sección de negocios donde cuenta someramente como un grupo de salvadoreños, que como yo y centenas de miles más, atravesamos la frontera mojados en busca de un futuro que en nuestra tierra nos fue robado por un grupúsculo de oligarcas y privilegiados extranjeros apoyados por la élite gringa, llegamos y todo fue echar verga y hacerle de todo.

El artículo da cuenta la historia de Wilfredo Velásquez, que llegó de 18 años, pero hoy de 47 posee un compañía de bienes raíces y maneja dos complejos de apartamentos y hace un millón al año, la de Mauricio García que lo mismo llegó como cualquier mojado y hoy gana más de un millón a través de una compañía de seguridad que posee.

Pero lo más vergón de la historia es que 75 de estos exitosos salvadoreños ex ilegales, hoy millonarios, han comenzado a organizarse aquí en Houston para buscar la manera de ayudar al terruño a salir del hoyo en que los areneros lo han sumergido.

“Tuvimos el sueño de venir a USA y lo logramos, hoy nosotros como salvadoreños podemos hacer una diferencia en nuestra tierra, y es lo que vamos a hacer “… dijo Germán Rivas, quien posee una agencia de seguridad y hace un millón al año.

Esperanzadamente no quedará en guiri guiri y estos salvadoreños que hoy ponen en alto, al menos en la noticia, a El salvador le echen ganas porque Mauricio Funes, el FMNL, y el pueblo salvadoreño necesitará de cada uno de nosotros en la Diáspora para superar la crisis económica y redefinir el destino del país que queda tan moribundo después de 20 años de hueveyo, evasión de impuestos, prepotencia, injusticia y despilfarro.

Dando es como recibimos compas.

Tamen
.